Con la ayuda de Google Glass y apps especiales, los bomberos podrían recibir importante información directamente en su campo visual, que contribuiría a su trabajo de rescate.

Una de las características fundamentales de las gafas de realidad aumentada, como Google Glass, es que no es necesario usar las manos para operarlas. Aunque hay muchas situaciones en que tal capacidad es relevante o solo entretenida, también hay casos en que puede ser decisiva. A juicio del bombero estadounidense Patrick Jackson, el trabajo en situaciones de rescate constituye una de tales áreas. Aparte de ser bombero, Jackson es desarrollador y “explorador” de Google Glass; es decir, que está inscrito en un programa de Google que le permitió comprar una versión beta de las gafas. 

El acceso a información actualizada puede ser decisivo durante el trabajo de rescate, especialmente durante incendios, en que la situación puede cambiar rápidamente y amenazar la seguridad de los bomberos. 

“Imagínate una situación en que después de activarse la alarma de incendio las gafas te muestran directamente la dirección del siniestro, y detalles del mismo, como por ejemplo planos del edificio y otra información disponible, todo sin necesidad de utilizar las manos. Luego, al llegar al lugar, el jefe de seguridad graba y distribuye un streaming de vídeo, lo que puede aportar evidencias a las investigaciones posteriores , y convertirse en un par de ojos extra en tiempo real, para el jefe de la operación. Esto podría ser realidad mucho antes de lo que te imaginas”, escribió Jackson en su blog. 

Jackson ha obtenido algo de apoyo financiero mediante la plataforma de mecenazgo Indiegogo, y ahora la propia Google se ha interesado por su idea.

En 2013, Jackson creó una aplicación para smartphones, denominada Firefighter Log (Bitácora de Bombero), que muestra SMS de las centrales de emergencias, reproduce comunicaciones en streaming de las comunicaciones por radio, muestra mapas donde se destaca la posición de las bocas de incendio, etc. Sin embargo, llevar un smartphone en la mano no es especialmente práctico cuando éstas se necesitan para otras tareas.

El tema ha generado gran interés en los medios de comunicación estadounidenses. La publicación CNN, por ejemplo, comenta que los servicios de bomberos de varias ciudades estadounidenses se habrían interesado por la idea de Jackson, y que incluso se estaría estudiando la posibilidad de desarrollar aún más el concepto, y adaptar Google Glass a las máscaras de oxígeno y conectar la cámara a sistemas de detección de calor.

Mediante Google+, Jackson habría sido además contactado por empresas como Systel, que desarrollan software para los bomberos franceses.

Ilustración: Fotograma del siguiente video publicado por Patrick Jackson en YouTube:

Fuente: DiarioIT